viernes, 17 de octubre de 2014

TOMEN ASIENTO

En apenas unos días la festividad de Halloween inundará los centros escolares. Debido a que entramos ya de lleno en el otoño, las representaciones se efectuarán en los salones de actos y la inmensa mayoría de los padres acuden a ver los minutos en los que actúan sus hijos; y, por ello, el trasiego de padres de diferentes clases es inmenso en apenas una hora. De este modo, las butacas de los salones de actos no sólo deben cumplir el objetivo principal: acomodar a los espectadores; sino que además tienen que estar debidamente instalados para que cumplan con las normas de evacuación vigentes.
La correcta instalación de las butacas permitirá que ningún espectador pierda visibilidad.
El salón de actos es la tarjeta de presentación del Colegio en algo tan importante para las familias como las representaciones de Navidad o final de curso. En Singladura contamos con todo tipo de butacas para ajustarnos a cualquier necesidad: dese las más prácticas a las más sofisticadas, siempre cumpliendo con la normativa vigente; con tapicerías ignífugas, asientos abatibles para mejorar la evacuación, etc.
El límite de la personalización está en la imaginación de cada uno de nuestros clientes.
Cuando una familia acude a ver la representación teatral de su hijo, la butaca donde se sienten pasa a un segundo plano. Sin embargo, detrás de algo tan aparentemente trivial como una "silla" existe una amplia variedad de personalizaciones: desde las butacas más simples con carcasa de plástico hasta aquéllas recubiertas de madera noble, que otorgarán un toque sobrio y elegante a la par. Además, es mejor que la butaca esté en ese "segundo plano" que no el centro de todos los comentarios por aspectos negativos como el estado de las mismas,la falta de visibilidad por una incorrecta instalación, etc.
Las butacas plegables permiten una evacuación
más rápida de los espectadores.

El Centro Educativo debe velar para que su seña de identidad -la "marca"- permanezca no sólo en cada detalle, sino en la mayor cantidad posible de ítems: desde banderas en la entrada del recinto, hasta postes indicativos y, como no, en cada una de las butacas del salón de actos. Los escudos y/o logos de los colegios son cosidos en los tapizados de las butacas o grabados en los respaldos o traseras de maderas con una gran precisión. Este bordado -o grabado-aporta un mayor grado de personalización, enviando un mensaje subjetivo a toda la comunidad escolar de orgullo de pertenencia a un grupo o marca.

En Singladura apostamos siempre por productos de la máxima calidad, trabajando solo con las mejores fábricas y asegurándonos materiales de primera calidad. Pero además ponemos el foco en aspectos tan fundamentales como cumplir de manera estricta la legislación vigente, en este caso concreto, respecto a normas de evacuación. Ésta establece unas medidas máximas y mínimas que tienen que tener los pasillos en función del aforo. De igual modo, está prescrita la distancia que hay que dejar libre entre filas no ya por mera comodidad del público (que también), sino para que, en caso de evacuación, ésta se produzca sin incidentes y en el menor tiempo posible.

A día de hoy, nuestras dos décadas de experiencia en el sector educativo junto con la garantía de nuestros productos que, en muchos casos, es de 25 años supone sin duda el mejor aval.

Si quieres recibir más información sobre estos productos ponte en contacto con nosotros en www.singladura.net y en el 91 776 25 70